Guillermo_Ram%C3%ADrez%2C_presidente_CChC_CPP_%282%29.jpeg
Guillermo_Ram%C3%ADrez%2C_presidente_CChC_CPP_%282%29.jpeg

Juntos sumamos más: participación y colaboración en la nueva Constitución

18 / 01 / 22

Conforme pasan los meses nos acercamos cada vez más a la presentación de una nueva carta fundamental que la Convención Constitucional propondrá al país, la que en un plebiscito de salida la ciudadanía definirá si se acepta o rechaza. Un proceso que marcará el devenir de Chile y sus instituciones, de ahí la importancia de que exista un real involucramiento y participación lo más amplia posible, no sólo por el impacto que tendrá sobre nuestras vidas, sino que también por la responsabilidad social que debemos tener por ser parte de una sociedad.

En este sentido destacamos los distintos canales de participación que se han ido abriendo, como las Iniciativas Populares de Norma (IPN), un mecanismo de fácil acceso mediante el cual una persona o un grupo de personas pueden presentar una propuesta de temas para que puedan ser discutidas por la Convención, teniendo como condición que esa IPN alcance las 15 mil firmas de apoyo, lo que sin dudas acerca el proceso constituyente a las personas.

Estas instancias de participación tienen un trasfondo que consideramos muy valioso para el futuro de Chile: el involucramiento de los actores sociales en los desafíos que tenemos en el país y sus distintas regiones. Una dinámica que al mismo tiempo desliza un aspecto que consideramos clave se integre en una nueva carta fundamental, como es el Principio de Colaboración, que en lo sustantivo busca reconocer el rol público que cumplen las organizaciones de la sociedad civil, la iniciativa privada y las comunidades para encontrar soluciones colaborativas y sostenibles a los múltiples desafíos que tenemos por delante, promoviendo una labor conjunta con el Estado.

En un momento de redefiniciones sobre nuestras reglas de convivencia es relevante comprender que el rol público va más allá de lo estatal, de ahí la importancia de promover la colaboración y participación de la sociedad civil, que además debe ser potenciada con una descentralización de las decisiones priorizando siempre la mirada local, permitiendo de esta manera fomentar aspectos esenciales para la vida en común como la cohesión social, la innovación y la libertad de emprendimiento, lo que también va en línea con fortalecer el tejido social.

Guillermo Ramírez Aceituno
Presidente CChC Copiapó