Presidente_CChC_Copiap%C3%B3_Carlos_Aguirre_Barraza_3_ok.jpg
Presidente_CChC_Copiap%C3%B3_Carlos_Aguirre_Barraza_3_ok.jpg

Copiapó: Calidad de Vida Urbana

16 / 05 / 19

La semana pasada, en el contexto de la Semana de la Construcción, se dio a conocer el Índice de Calidad de Vida Urbana (ICVU), elaborado por la Cámara Chilena de la Construcción y el Instituto de Estudios Urbanos y Territoriales de la Universidad Católica, estudio que analiza a través de seis indicadores 99 comunas del país, que representan el 79,3% de la población, para desarrollar un ranking comparativo.

Dentro de los parámetros del estudio, se incluyen ciudades con más de 50 mil habitantes, por lo que en la región de Atacama se consideran dos: Copiapó y Vallenar. En esta edición 2019, ocuparon los lugares 41 (rango promedio de calidad de vida) y 94 (rango inferior de calidad de vida) respectivamente.

Más allá de sus ubicaciones en el ranking, el ICVU, que es un análisis a escala comunal que entrega una referencia sobre la provisión de bienes y servicios en determinados territorios, permite dar luces de cómo se pueden mejorar las políticas públicas y los aportes que se están haciendo desde los sectores público y privado para mejorar la calidad de vida de las personas.

En este contexto, consideramos fundamental que tanto en Copiapó y Vallenar se empiece a trabajar con mirada de futuro, generando un ordenamiento territorial de largo plazo, que permita que las ciudades crezcan orgánicamente y así se puedan planificar en base a información tendencial -como crecimiento de la población o necesidad por viviendas-, hacia dónde se deben expandir los espacios urbanos o qué infraestructura y equipamiento necesitarán esos habitantes.

Esta es un área de vital importancia para la zona: a mediano plazo se podrían concretar inversiones mineras por casi 12 mil millones de dólares, con una demanda de trabajadores para construcción de alrededor de 10 mil 600 personas y para operación de 3 mil 500. ¿Estamos pensando dónde vivirá esa gente? ¿Podremos entregarle un buen estándar de vida a familias para que se establezcan en nuestra región y aporten a su desarrollo?

Creemos urgente generar una instancia de conversación, entre actores que representen las más diversas sensibilidades de Atacama, y avanzar así hacia la construcción consensuada de una visión región, que nos pueda proyectar hacia el futuro.