ONG3.JPG
ONG3.JPG

860 estudiantes potenciarán su Educación Técnica Profesional en la industria de la Construcción

26 / 05 / 22

El proyecto “Construyo Mi Futuro” se implementa con éxito desde 2017 en otras 6 regiones, y este año de forma inédita, se concreta en las regiones de O´Higgins y Atacama.

Alumnos de Rancagua, Rengo, San Fernando y Chimbarongo serán los beneficiados con el programa “Construyo mi futuro”, cuyo objetivo es fortalecer la educación técnico profesional de nivel medio, contribuyendo con ello a mejorar la calidad del proceso formativo de los alumnos, considerando las necesidades productivas del sector construcción en la región de O’Higgins.

La propuesta, que ya tiene su versión en otras regiones del país como Los Lagos, Los Ríos, Aysén, Valparaíso y Coquimbo, se instaló en O’Higgins con la firma de un convenio de cooperación entre los liceos beneficiarios, la Cámara Chilena de la Construcción de Rancagua y la ONG Canales.

En la ceremonia, realizada en el Colegio Ena Bellemans Montti, uno de las instituciones participantes de “Construyo mi futuro”, se detalló que también son beneficiarios del proyecto los estudiantes del Liceo Industrial de Rengo, del Liceo Experimental de Chimbarongo, del Liceo Industrial de San Fernando y del Liceo Ernesto Pinto Lagarrigue de Rancagua.

Materializada la firma, Carlos Alfaro Núñez, Coordinador de Programas Sociales de la CChC, señaló que este proyecto busca “establecer un ecosistema de los alumnos técnicos medios, para que puedan crecer en la industria de la construcción como una alternativa real para cambiar la vida de sus familias y de ellos mismos”. Especificó que es una iniciativa de largo plazo que persigue “involucrar a los alumnos con el mundo de la construcción y derribar algunos mitos; establecer relaciones de largo plazo con los liceos; idealmente, aumentar el número de alumnos en carreras ligadas a la construcción y lograr el involucramientos de los estudiantes con empresas socias de la Cámara Chilena de la Construcción”.

Grandes personas, grandes técnicos, grandes empresarios Asimismo, Gonzalo Aceituno, presidente de la Comisión de Red Social de la CChC de Rancagua, señaló que “estamos convencidos que es importante impactar en jóvenes que tienen las capacidades, las ganas, para seguir adelante. Queremos que no se queden solo con cuarto medio, por falta de orientación, sino que sigan adelante y se conviertan en grandes personas, grandes técnicos y profesionales, grandes empresarios”.

El representante de la CChC Rancagua, explicó que el proyecto cuenta con una Comité Asesor Empresarial, que en Rancagua integran 10 empresas, el que apoyará la gestión y la ejecución de las actividades relacionadas con “Construyo mi futuro”, junto con promover un acercamiento real entre el mundo laboral y la enseñanza técnico profesional, considerando un aprendizaje que se acerque a la realidad actual y a las necesidades que tiene el rubro de la construcción.

Los encargados de ejecutar la iniciativa son los profesionales de la ONG Canales y fue el Coordinador de la Macro Zona Centro, Jaime Gómez Valdés, quien detalló que los objetivos de la iniciativa se cumplirán mediante “la creación de una red de liceos en vinculación con la CChC Rancagua, que van a participar en diversas actividades, donde los integrantes del CAE, ponen a disposición del proyecto diversas obras para que los estudiantes de los cinco liceos puedan realizar visitas técnicas y pasantías y, posteriormente, sus prácticas profesionales”.

La iniciativa busca también que, al egresar de cuarto medio, los jóvenes cuenten con la información y el apoyo necesario para decidir seguir trabajando en el rubro de la construcción, o combinar trabajo y estudio en el área o solo continuar una carrera relacionada con este sector productivo. Para ello, cuentan con el apoyo de las instituciones educativas que forman parte del CAE como Inacap, Aiep y Santo Tomás.

La mirada de los beneficiarios del proyecto: los estudiantes y los liceos

Los alumnos de las especialidades de instalaciones sanitarias, electricidad, construcciones metálicas y construcción con todas sus menciones son los beneficiarios directos de “Construyo mi futuro”. Mientras que los respectivos liceos son quienes trabajarán junto a la ONG Canales para ofrecer a los jóvenes oportunidades de desarrollo y crecimiento.

Tras la firma del convenio de cooperación, los beneficiarios del proyecto señalaron la importancia de éste:

Abigail Sánchez González, Directora Liceo Ena Bellemans Montti: “para nosotros significa entregar una gran oportunidad a los estudiantes; oportunidades para visibilizar la especialidad de instalaciones sanitarias, que tiene un gran campo laboral y que requiere ser promocionada para que más jóvenes opten por ella y conozcan de sus proyecciones reales. Asimismo, a nosotros nos permite poder trabajar el tema vocacional, el tema pedagógico, a través de la mejoría de nuestros planes y programas. Implica poder conocer empresas donde nuestros jóvenes realicen sus prácticas y donde estas firmas nos puedan apoyar en el perfil de egreso de nuestros estudiantes: sabremos qué esperan de los trabajadores de esta área. Podremos, en definitiva, trabajar de manera articulada y vinculada con el mundo laboral real, que es lo que se necesita hoy día”.

Lisa Contalba Hernández, alumna Especialidad Instalaciones Sanitarias del Liceo Ena Bellemans Montti: “Yo creo que es una gran oportunidad para nosotros que egresamos con el título de técnicos, es positivo que se dé a conocer nuestra especialidad. Siento que participar nos va a ampliar la mente sobre el campo laboral que tenemos y que podremos conocer en terreno. Sabremos cómo prepararnos mejor para ingresar al mundo laboral”.