SergioIcaza.jpg
SergioIcaza.jpg

Construyendo una vida mejor para los trabajadores

16 / 07 / 12

Las conclusiones del Estudio Socioeconómico del Trabajador de la Construcción 2011-2012 se constituyen en un ambicioso pero sólido punto de partida para responder al mandato del tercer eje definido en la planificación estratégica de la Cámara Chilena de la Construcción, cuyo objetivo es focalizar la acción social del gremio y de los empresarios de la construcción de manera preferente en los trabajadores de las empresas socias de nuestra Cámara y del sector, en mejorar su calidad de vida, sus condiciones laborales y la de sus familias.

Ciertamente, la información concreta y privilegiada que nos entrega este análisis realizado por Penta Research por mandato de CChC Social y la Fundación Social -el tercero en su tipo tras los realizados en 2002 y 2005- muestra no sólo cómo son, qué necesitan y cuál es la realidad de nuestros trabajadores, sino muy especialmente cuáles son las áreas en las que el impacto de las acciones de las entidades que componen la Red Social de la CChC puede ser más efectivo y también nos señala hacia dónde debemos dirigir nuestros próximos pasos como gremio en este sentido. Tenemos un camino señalado. Y la voluntad de seguirlo.

Hemos avanzado. Qué duda cabe. En 2012, los empresarios de la construcción invertirán 11 millones de dólares en 62 programas sociales que beneficiarán a 160.000 personas. Un hecho inédito para nuestro país y un gran orgullo para el gremio.

Pero también tenemos tareas pendientes. Según el estudio, el 56% de los trabajadores encuestados para la muestra manifiesta conocer los programas sociales de la CChC, pero solo un 29% señala haber participado en uno de ellos. Por eso, estas mismas cifras abren una oportunidad única, a través del conocimiento de las reales necesidades del trabajador, para mejorar la focalización de nuestros programas sociales y lograr nuestro principal objetivo.

Hacia esa dirección apunta, por ejemplo, no sólo el importante aumento de inversión, sino otras acciones como la profunda revisión de nuestros programas sociales en sus cinco áreas de focalización (salud, educación y capacitación, vivienda, desarrollo socia, cultura y deportes) y la concreción de la apertura de oficinas de la Fundación Social en todas las delegaciones regionales, con el objetivo de fortalecer la presencia y efectividad de los programas sociales que la CChC pone a disposición de sus empresas socias, en todas las ciudades del país.

Todos esto son pasos que representan especial importancia en el momento que hoy vive nuestro sector como motor del crecimiento económico y la generación del empleo.

Y es que justo cuando existe una urgente necesidad de atraer y retener nuevos y mejores trabajadores para el sector, debido a la escasez de mano de obra, el acceso a los programas sociales se ha convertido en un potente atractivo adicional para estimular la incorporación de mano de obra, el que se suma a las atractivas remuneraciones que, muy por sobre el mercado, ofrece la construcción a hombres, mujeres y jóvenes.

Acciones de corto plazo, como las ferias laborales, enmarcadas en otras de mediana ejecución, como los planes de capacitación, la inclusión de mujeres y jóvenes, potencian y fortalecen la acción de CChC Social.

El Estudio Socioeconómico del Trabajador de la Construcción 2011-2012 es muy claro: el 49% de los encuestados señala que siempre ha trabajado en el sector; el 55% de ellos inició sus labores en el rubro entre los 16 y los 21 años; el 90% considera que pertenecer al sector es un aporte para su desarrollo laboral y el 86% señala que le gusta ser un trabajador de la construcción.

Esos números pueden ser aún  mejores. Queremos que cada trabajador que desea lo mejor para sus hijos considere que una posibilidad es justamente que ellos también sigan sus pasos y puedan acceder no sólo a trabajos estables, con buenos sueldos y con altos estándares de seguridad, sino también a plazas laborales que le permiten el acceso a una amplia gama de programas sociales y beneficios que le permitirán vivir mejor.

Por eso que las acciones realizadas por las empresas socias a través de CChC Social son tan importantes, porque cuenta no sólo con los recursos, sino con la voluntad y la decisión de construir una mejor vida para todos los trabajadores del sector.

Sergio Icaza
Vicepresidente de CChC Social
Cámara Chilena de la Construcción

Las empresas socias, a través de CChC Social, cuentan con los recursos, la voluntad y la decisión de construir una mejor vida para todos los trabajadores del sector.