Mina_subterranea.JPG
Mina_subterranea.JPG

Chuquicamata Mina Subterránea

20 / 07 / 16

Chuquicamata Mina Subterránea, es hoy  el mayor proyecto estructural  en construcción de Codelco. Actualmente  trabaja con más de 7 mil personas, pero en 2020, cuando comience la fase de operaciones,  se espera llegar a las 10 mil.

Este proyecto, que hoy está en la fase de construcción,  contempla una inversión total superior a los US$ 4.000 millones. Este y otros antecedentes de gran interés son los que aportó Germán Flores, Gerente General del Proyecto Chuquicamata Mina Subterránea en una charla magistral que realizó a los socios de la Cámara Chilena de la Construcción el pasado 20 de julio.

El profesional expuso ante una auditorio repleto, y detalló las características del Proyecto Chuquicamata Mina Subterránea, que busca transformar la mina a rajo abierto más grande del mundo en una operación subterránea, elevando su vida útil en, al menos, 40 años. Con ello se garantizaría la continuidad de una importante fuente de recursos para el Estado de Chile y de empleo para miles de trabajadores.

El desafío no es menor, y Germán Flores detalló las distintas fases que contempla el proyecto. Mostró los avances en los procesos de obras tempranas (ductos de ventilación, piques de extracción de aire, túnel de transporte y túnel de acceso) y manifestó que la mano de obra ha sido mayoritariamente foránea (sólo 6% local) ya que en la zona no existe la calificación necesaria para operar en modo subterráneo. “Esperamos subsanar este tema y sumar más mano de obra local a futuro, con la implementación que realizaremos de un Centro de Formación Técnico”, señaló Flores.

Durante su ponencia, destacó que en la actualidad están adelantados a lo presupuestado originalmente, pese a los problemas encontrados en el camino. Los principales desafíos que desde un inicio han enfrentado han sido los temas de calidad de la roca (ante la imposibilidad de realizar sondajes bajo los ripios), seguridad, dada la naturaleza del proyecto y ventilación principalmente.

Los asistentes a la charla, participaron activamente en el ciclo final. “Estamos agradecidos con Germán Flores por mostrarnos de primera fuente este megaproyecto”, manifestó Carlos Ramírez, Presidente de la CChC Calama. “Gracias a ello pudimos entender la envergadura del proyecto y tener una idea de, como empresas, qué hacer para ser parte de este proceso y no quedar al margen del desarrollo.” Finalizó.

 El evento se realizó gracias a una iniciativa generada desde el el Comité de Contratistas Generales de la CChC Calama que tuvo por objetivo mantener a sus socios informados y preparados ante el futuro.